Visita nuestro canal de video en YoutubeVisita nuestra galería de imágenes en FlickrSíguenos en TwitterÚnete a nosotros en Facebook

Yacimiento Fenicio de Sa Caleta

En lo alto de una pequeña península y al borde de un acantilado se hallan los restos de lo que fue uno de los primeros asentamientos fenicios de la isla de Ibiza.

El poblado se fundó a mediados del siglo VII a.C. por fenicios comerciantes que procedían del sur de la Península Ibérica. Se calcula que llegó a tener hasta unos 500 habitantes, la mayoría de ellos mercaderes y trabajadores del metal. Está compuesto por estructuras arquitectónicas rectangulares, entre cuyas dependencias hay estrechas callejuelas que llevan a irregulares plazoletas, una de las cuales conserva la plataforma de un gran horno de pan. También existieron otro tipo de hornos probablemente de carácter industrial para fundir metales.

El poblado se encuentra a pocos metros del embarcadero de Sa Caleta, del que existen indicios que fue usado como puerto y a sus pies descansa la playa de Es Bol Nou.

A principios del siglo VI a.C sus pobladores lo abandonaron y se trasladaron al Puig de Vila, se cree que por mejores condiciones, dando comienzo a lo que conocemos hoy por ciudad de Ibiza.

Actualmente el recinto se encuentra vallado por una reja, através de la cual se pueden ver los restos del poblado. El estado de conservación no es muy bueno, ya que por su ubicación, está constantemente expuesto a la erosión antrópica.

En el año 1999 el yacimiento pasó a ser Patrimonio de la Humanidad por su relevante importancia histórica.

Como llegar: si aparcamos el vehículo en la playa de Es Bol Nou, también conocida como Rincón del Marino, a mano izquierda, junto al restaurante, debemos seguir a pie por un sendero que nos llevará en menos de cinco minutos a la cala conocida como Sa Caleta, justo antes de llegar a esta cala, en el lado derecho y al borde de los acantilados veremos el poblado.

Dios Bes

Los púnicos llamaron Iboshim, isla de  Bes, a la isla que hoy conocemos como Ibiza. Bes fue un dios egipcio protector del mal y símbolo de la fecundidad. Preservaba las cosechas, ahuyentaba las serpientes y los cocodrilos (reptiles que en Ibiza nunca hubo). Se creía que tener su imagen en las casas ahuyentaba los malos espíritus.

Muchas estatuillas y amuletos que representan a Bes y que podrían pertenecer a finales del s.V a.c., han sido hallados en diversos yacimientos arqueológicos de Ibiza. Gran parte de estas piezas las podemos ver expuestas en el museo arqueológico de Puig des Molins.

Comparte tu experiencia



Yacimiento Fenicio


2007 - 2011 © puroibiza.com, la guía on-line de Ibiza y Formentera.
Volver arriba